El domingo es tentación para el ch’uta paceño

0
200

El Domingo de Tentación es el tiempo propicio para que el ch’uta se ponga su careta y disfrute de los últimos placeres que deja la fiesta del carnaval y  así pueda ir detrás de otras polleras, escudándose siempre: en la máscara  de ojos saltones, mejillas rosadas y  esa voz chillona que impide ser descubierto.

Ahora se le llama ch’uta cholero porque baila con dos elegantes cholas, quienes ataviadas de chaquetillas vistosas y hábilmente bordadas acompañan en el baile a este comparsero saltarín. Lo que poco se sabe es que este baile de origen rural  estaba relacionado con el calendario agrícola y la fertilidad. Y ahora tiene un tono más festivo y burlesco.

En una investigación de hace 4 años, Beatriz Rossells, recuerda  que este baile era exclusivo de hombres y solteros. Aunque ya en el inicio del nuevo milenio, surge un nuevo cambio la presencia de la mujer.  “La transformación última, tiene que ver con el lugar de las mujeres: en los denominativos de las comparsas y en la organización y las decisiones de las actividades propias de la fiesta. Este hecho, constituye una revalorización de la chola, la compañera de los ch’utas, aparentemente disminuida en su papel de mujer al admitir la existencia de los ch’utas choleros”

“Los celosos y sus lindas celositas del Carnaval”, “Juventud ch’utas alegres wistu vida y sus lindas cholitas Queipo del llano”, son a decir, de la especialista, una muestra de esa inclusión. Ahora no es extraño ver nombres más jocosos  que mezclan el humor y el erotismo  “Elegantes ch’utas choleros de La Paz y sus lindas bellezas de tipo holandesas”, “Fiesta cohetillos y sus cholitas magníficas de la Plana Mayor”.  Aunque las letras de las coplas aún mantienen una carga machista contra la mujer. ” (…) ¿seguirán cantando igual que antes? Ahora que las mujeres de los ch’utas ya no son pasivas y están transformando en la práctica sus intervenciones”.

ORÍGENES

El origen del ch’uta se remonta a 1800, lo que sigue en debate es su cuna. Caquiaviri y Corocoro, regiones rurales de La Paz, se debaten el nacimiento del ch’uta.  Una nota de La Prensa (2012) refiere que el traje del chuta quizás puede estar inspirado en la vestimenta del “ponguito quien vestía en la cabeza un lluchu (gorro) y un sombrero ovejón, sobre el torso camisa de bayeta y encima una chaquetilla, los pantalones eran abombachados y ajustado en la parte inferior”.  En la actualidad los ch’utas visten a la moda, y continúan con diversos cambios.

“Años atrás el traje se caracterizaba por la moda hispánica, a la cual se añadía diseños que le daban un toque mestizo. Además, los danzarines llevaban adornos de lana de colores, un lluchu multicolor, abarcas negras y un aguayo que les cubría la espalda.”

Para el antropólogo, David Mendoza, la palabra “Chukutas“, tal como se denominada a los habitantes paceños , es la base para el denominativo de ch’uta y que a su vez tiene como fuente el río Choqueyapu.  En 2011, esta danza fue declarada como Patrimonio Histórico Cultural e Inmaterial del Estado Plurinacional de Bolivia.

Facebook Comentarios

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here